La Palta o Aguacate

La PALTA o AGUACATE es una de las frutas más comunes en Latinoamérica. Por ejemplo, nosotros la comemos en ensaladas, con pan y en la tradicional causa. La palta está en todas partes.

Por un lado, su consumo es muy positivo por sus propiedades nutricionales, pero por otro lado debemos tener cuidado con su ingesta ya que es muy rica en GRASAS.

La palta contiene una grasa parecida a la de la ACEITUNA que es muy recomendable para el corazón. Como es rica en vitamina E, reduce el riesgo de enfermedades en el corazón y protege contra el cáncer de mama. Gracias a esta misma vitamina y a los ANTIOXIDANTES que contiene, se le reconocen beneficios anti envejecimiento.

Gracias a la luteína, la palta podría reducir el riesgo de cataratas y prevenir también el cáncer de próstata.

Los antioxidantes presentes en esta fruta son una defensa contra el cáncer de boca, ya que matan las células cancerígenas y precancerígenas sin tocar las células sanas.

UNA FRUTA BENEFICIOSA
La palta o aguacate es rica en potasio, contiene 60% más que el plátano, según el medio. Esto es bueno para el cuerpo de diferentes maneras: regula la presión sanguínea, previene ataques cardiacos o derrames cerebrales y, combinado con la vitamina E y la B6, ayuda a incrementar al producción de hormonas sexuales que generan deseo.

La diabetes también podría ser controlada gracias a las fibras que contiene la palta, que permite al cuerpo regular el azúcar y disminuir el nivel de colesterol.

NADA EN EXCESO
Por más que sus beneficios sean numerosos, se recomienda ser cuidadosos con la cantidad de palta que se come al día por su alto contenido en grasa. Si se come un cuarto de una palta o aguacate de tamaño regular –entre 300 y 400 gramos-, se estaría ingiriendo 131 calorías, pero con eso, 12 gramos y medio serían de grasa. Recordemos que el requerimiento diario de grasa es solo de 60 gramos (dependiendo de la persona y sus requerimientos en función de su actividad diaria).

Si se cuentan las otras grasas que se consume durante el día (mantequilla, aceitunas, aceite, cereales, carnes, etc.), se podría estar pasando por mucho el límite saludable. Entonces, lo que se recomienda es comer un sexto de palta/aguacate al día. Si se desea comer más, deberemos bajar las cantidades de demás alimentos grasos.

BENEFICIOS Y PROPIEDADES DE LA PALTA O AGUACATE:

–       Es rico en ácido oleico (un tipo de ácido graso monoinsaturado). Este tipo de ácido graso ayuda en la alimentación durante la lactancia materna a controlar de manera adecuada nuestros niveles de colesterol.

–       Es una fruta muy rica en fibra, por lo que ayuda a saciar nuestro apetito y a evitar el estreñimiento.

–       Ayuda a controlar los niveles de glucosa (azúcar) en sangre.

–       Es rico en ácido fólico (imprescindible en el embarazo).

–       Es rico en vitamina C (gran antioxidante)

–       Es también rico en vitamina D (fundamental para la salud de los huesos).

–       Muy rico en vitamina E (otro potente antioxidante además de ser imprescindible para el organismo, principalmente a nivel neurológico y hematológico).

–       Debido a que su pulpa posee un gran valor nutritivo es muy recomendado su consumo en las dietas vegetarianas.

Por tanto, podemos sacar la conclusión de que el aguacate es una fruta de gran interés nutricional, muy recomendable a cualquier edad, pero en especial durante el embarazo y la lactancia.

¿Y QUÉ PODEMOS DECIR DE SU SEMILLA?

Aprovecho este artículo para además hablar de su SEMILLA. El aguacate es un alimento excelente, muy completo, y recomendamos su consumo habitual. Además compartimos todos los beneficios que tiene su semilla, ya que el 70% de los aminoácidos que contiene esta fruta están precisamente en la semilla.  Asimismo, contiene más fibra soluble que cualquier otro alimento.

A continuación enumeramos las propiedades medicinales de consumir la semilla del aguacate:

  • Es antioxidante: previene el envejecimiento celular
  • Previene las enfermedades cardiovasculares gracias a su contenido en aminoácidos: ideal para el tratamiento de exceso de colesterol y triglicéridos y como prevención de enfermedades coronarias.
  • Ayuda a subir las defensas y combatir las enfermedades causadas por microbios, hongos y parásitos
  • Adelgazante y quemagrasa: la lógica de la naturaleza ha hecho que la semilla del aguacate contenga principios quemadores de la grasa que contiene la pulpa de la fruta. Además, contiene fibra soluble, que mejora el tránsito intestinal y nos aporta sensación de saciedad.
  • Astringente, ideal para tratar diarreas e inflamaciones del tracto gastrointestinal
  • Propiedades afrodisíacas para aumentar la lívido
  • Revitalizante para casos de cansancio y agotamiento
  • Calmante de dolores articulares y musculares, usado tópicamente.
  • Prevenir el crecimiento de tumores, gracias a su contenido en flavonol
  • Prevenir la epilepsia
  • Eliminar rápidamente la aparición de granos y forúnculos, aplicado tópicamente, ya que los ayuda a madurar y a secarse
  • Regular los trastornos de la tiroides
  • Tiene un efecto rejuvenecedor en la piel, tanto consumida como aplicada, ya que favorece la formación de colágeno.
  • Es un buen suplemento para tratar naturalmente el asma

¿Cómo la consumimos?

La semilla del aguacate tiene un sabor amargo y astringente, debido a sus propiedades medicinales. Para consumirla le quitaremos la capa fina de piel marrón, la rallaremos y, opcionalmente, la tostaremos a fuego bajo. Veremos que adquiere un color rojizo. Con esta ralladura podemos:

  • Preparar una infusión, hirviéndola durante 10 minutos y dejándola reposar otros 5, para ir tomándola a lo largo del día
  • Usarla como guarnición en ensaladas, sopas, guisos, platos de arroz o pasta, etc
  • Si la tostamos bastante podemos después pulverizarla con la ayuda de un molinillo de café, y conservarla así en polvo.

Advertencia: El abuso de la semilla de aguacate puede provocar estreñimiento debido a su contenido en taninos.

¿Cómo nos la aplicamos?

Para el uso tópico de las semillas procederemos de la siguiente manera:

  • Las machacaremos y las mezclaremos con alcohol, dejando macerar el preparado durante al menos una semana. Usaremos este alcohol para realizar masajes y fricciones, por ejemplo en el caso de dolores articulares o musculares. En el caso de migrañas masajearemos suavemente las sienes y las cervicales.
  • Con el polvo de la semilla podemos preparar emplastos para aplicar en granos y forúnculos, haciendo así que se sequen con rapidez. Mezclaremos el polvo con un poquito de agua caliente, para crear una pasta, la cual meteremos entre dos capas de gasa que aplicaremos en la piel durante 5 o 10 minutos hasta que notemos que se seca. Podemos repetirlo cada día hasta notar mejoría.
  • Para un cabello brillante y para combatir la caspa: Rayaremos la semilla pero la usaremos en crudo, sin tostar. La mezclaremos con aceite de ricino y la dejaremos macerar un día. Después la usaremos para friccionar el cuero cabelludo. Cubriremos la cabeza con una toalla o film, dejaremos actuar una hora y lavaremos bien el cabello. No recomendamos este tratamiento en cabellos muy grasos.
  • El polvo de la semilla también lo podemos usar directamente para exfoliar y tonificar la piel.
  • Como curiosidad, destacamos que las semillas de aguacate molidas y mezcladas con queso y harina se usan como veneno para ratones.

Deja un comentario

Call Now Button
¿Tienes dudas? Te asesoro